viernes, 15 de abril de 2016

Copa de fresas be light







Hola a todos,
¡Aprovecha! Aún disponemos de fresones para comprar por doquier (fresas escasean, en realidad las fresas son silvestres, pequeñas y de sabor más intenso)  y pronto se acabarán. A falta de fresa, sin duda el fresón es de mis frutas favoritas (la que más la cereza).
Para mí es como el sabor universal de la infancia. ¿Cuántas cosas han sabido a fresa en nuestras vidas? Pasteles, helados, polos, chupachups, caramelos, pasta de dientes o incluso jarabes. Todo eso atrás, ahora sólo a disfrutar de lo de verdad.
Tengo suerte de conseguir unos fresones eco bastante buenos con los que estoy haciendo este postre de lo más ligero, digestivo y con un toque muy chic. Un buen ejemplo sobre todo para los que quieren cuidar la línea sin renunciar al placer del postre. Pero en realidad es para todos.

Ingredientes:
Para 2 copas:

Maceración fruta
250 g fresones
2,5 ml vinagre umeboshi
10 g azúcar de coco

Sucedáneo de nata
200 ml leche vegetal que te guste
15 ml polvo fibra psyllium (saciante y reguladora tránsito intestinal).

Toppings
2 nueces troceadas
1cp cacao nibs
vainilla en polvo
un poco de ralladura de limón
un poco de ralladura de manteca de coco

Preparación:
Mezclar la leche vegetal con el psyllium y remover. Dejar que espese durante media hora mínimo. Remover de vez en cuando durante los primeros minutos.

Lavar los fresones enteros.
Cortar el pedúnculo y después cada pieza en cuartos longitudinalmente.
Dejar macerar en un bol junto con el vinagre umeboshi y el endulzante durante unos 10 min. Veremos como suelta un poco de jugo.

En una copa, montamos el postre. Primero verter la leche vegetal con espesor. Encima colocar los trozos de fresón. Decorar con los topping. Listo y a disfrutar.


Mucho más con los alumnos en Copa de fresas be light 


Espero os haya gustado. 
Raquel Magem



Página