miércoles, 16 de octubre de 2013

Encuentro en Valencia



Por fin Valencia.

Salgo de casa-Biocultura Bilbao “superchulo”- Ecotapasbar Blanes (Barcelona-Costa Brava) “increíble descubrimiento de formato curso”-Valencia curso para profesionales y encuentro gente guay “lo pasamos genial”-para casa en AVE.
Y del encuentro guay quiero comentar algo. Quería aprovechar mi escueta estancia en la ciudad para “hacer algo” y con menos de una semana de antelación organizamos la quedada. A través del face comenté que buscaran un sitio y el destino me llevó a un lugar precioso, “Les herbetes”. No lo digo por decir, es el herbolario-tienda natural regentado por Eva (que me pareció de lo más maja y profesional) de lo más lindo y acogedor que he visto nunca. Sin pretensiones, es un lugar luminoso, amplio y decorado con el mejor de los gustos.
Bueno, pues a lo que iba, no me lo podía creer. En 4 días contados, un santo martes a las 5 de la tarde, una apuesta fuerte (no podía ser otro día ni más tarde, de hecho casi pierdo el tren, gracias Irene por llevarme conduciendo con pericia 10). Para mí es un gran honor que la gente priorice el venir a verme frente a su rutina y quehaceres, que el tiempo es oro y todo el mundo está muy ocupado hoy en día.
¡Mil gracias! Ha sido un rato de compartir, de merienda,  muy majo, creo yo, por lo menos se me pasó muy rápido y estuve super a gusto atendiendo a vuestras preguntas y sugerencias de temas.
No me he quedado con todos los nombres, pero lo seguro es que me he llevo de Valencia una sensación muy gratificante, corto pero intenso, una energía tan positiva que me ayudará a seguir adelante. Que hay mucho curro.
Lo que también considero que ha valido la pena para mí es además de encontrarme con gente que me sigue, con personas que imparten sus cursos de cocina. Es maravilloso. Me encanta. A unos ya los conocía “on line” pero no en persona y a otros los he conocido en esta ocasión, como Celia, muy maja, con la que tuve el place de comer el lunes en Tarta de zanahoria (conocí a la cocinera Fany que me encantó).
Sin duda se percibe un potencial enorme de difusión de la vida sana y que hay que aprovecharlo. El territorio tiene mucha suerte de contar con vosotros. Y yo con muchas ganas de volver. Disfrutad del MAR, de la comida y de la vida. Y nos vemos pronto. Todo un placer.
Gracias a todos y especialmente al equipo de logística que han participado activamente atendiéndome con lo más en amabilidad: Eva, Celia e Irene.  

Raquel

Palabras sinceras y en caliente desde el AVE con mi tablet. Adiós Valencia.
Ya anuncian que estamos llegando a  Atocha estación.    Qué rápido.
Nos vemos